AUTOEVALUACIÓN

El curso de DAI 2 comienza de forma intuitiva, mantenemos la forma durante las vacaciones de Navidad, realizando una serie de dibujos generados a partir de diversas técnicas (envolventes, puntos, rallados…)

La Casa de Velázquez nos ofreció la oportunidad de participar en una exposición junto a diferentes artistas y científicos de la Institución. Trabajamos el “FotoEnsayo” que nos acerca a una nueva visión de la arquitectura, guardando una estrecha relación entre la arquitectura y la sociedad. Para transmitir esta perspectiva creamos una serie de textos que evocaban los diferentes lugares arquitectónicos, a través de su expresividad poética. En mi caso trabajé acerca del “Mercado de Motores de Madrid”, llegando a la conclusión de la arquitectura es un lienzo en blanco para la sociedad.

 

Comenzamos a trabajar en contacto con la naturaleza a través de una experimentación gráfica que viene dada de la mano de nuestro primer referente , Miguel Ángel Blanco. Apreciamos la capacidad de la naturaleza de ser creadora de diversas arquitecturas. Extraemos dichas arquitecturas a partir de patrones gráficos, fotografías, recolección… y aprendemos nuevas tecnicas que nos relacionan directamente con la naturaleza, como el frottage. Nos introducimos en la ideación de un modelo caja, que nos transmita la naturaleza real del entorno elegido, El Pardo. La mayor dificultad de este ejercicio fue crear el conjunto de la caja, en el que aprendí que no solo hay que fijarse en el aspecto de nuestras piezas sino que hay que llegar mas allá, diferenciar volúmenes, capas , lineas, fuerzas…que componen cada una de las piezas, que es lo que caracterizó  mi caja.

A continuación, pasamos a trabajar con formas de patrones naturales, que posteriormente nos introdujeron en las arquitecturas naturales y hábitats, descubriéndonos asi una nueva forma de habitar lugares. Comenzamos a trabajar con nuevos materiales, que nos acompañan y nos guían en el nuevo proceso.  Al trabajar las distintas formas del relieve con la espuma floral, me di cuenta de que el trabajo de buscar las geometrías intrínsecas de la corteza había sido clave para entender las leyes que regían dicha naturaleza, al igual que también lo conseguimos con la investigación con escayola.

Para adentrarnos aun mas en las formas naturales, trabajamos con arquitecturas vinculadas a la naturaleza que generarán hábitats arquitectónicos. En mi caso la agalla de roble. Arquitectura inexplorada, de la que a partir del estudio, comprendemos cómo funciona, cuales son sus características, morfología, capas, estructura…. Inicié una investigación sobre paisajes internos y atmósferas clave en el proceso:

  • Estudio de la formas, morfología y texturas. Dibujos táctiles, sensoriales y primeros modelos.
  • Estudio de la estructura, a través de secciones longitudinales y transversales, proporcionan detalles técnicos.
  • Prototipo de forma 1: primera aproximación a la forma según la estructura y la construcción derivada de la observación y estudio directo del fruto.

collage 3 montaña rusa

collage 1

collage 2 observatorio espacio

En conclusión, ademas de haber incrementado mi capacidad de expresión gráfica, DAI II me ha ayudado a adquirir distintas competencias. Me he dado cuenta, que con esfuerzo y dedicación somos capaces de ser creadores, tras un gran trabajo tanto de análisis de las formas como personal. He aprendido a enfrentarme a nuevos retos, imposibles en un principio, pero que finalmente se han convertido en victorias, tras alcanzar la meta propuesta. El curso podría resumirse como un ciclo de experiencias tanto positivas como negativas, que se traducen en aprendizaje y conciencia de proceso.

INDIVIDUOS Y HÁBITATS – Agalla de roble

A partir de nuestra pieza-hábitat elegida al azar completamente, realizamos un estudio exhaustivo de su estructura y forma, tanto interior como exterior.

  • Ficha identificadora de la pieza hábitat:

Nombre: agalla de roble o Quercus robur.

Morfología: bolas del tamaño de una nuez, oscila entre 3-4 cm de diámetro,provistas de unos picos que usualmente forman una corona, interior esponjoso con aspecto acorchado, exterior liso de color marrón con alguna porosidad.

Estructura: única capa exterior que envuelve el  interior esponjoso, donde se encuentra una pequeña piel en forma de cuerpo de avispa.

Creación: estructuras de tipo tumoral inducidos por insectos y otros artrópodos, nemátodos, hongos e incluso bacterias, son la respuesta de la planta a la presencia del parásito con un crecimiento anómalo de su tejido que intenta aislar el ataque o infección.Según el individuo causante o la especie amenazada, este tejido de nueva formación adquiere formas muy variadas aunque todas con el mismo objetivo.

Medidas: diámetro de la bola aproximado es de 3cm, los piquitos que forman lo corona tienen una altura aproximada de 2mm (5-8 picos por agalla), la capa exterior tiene un grosor de 1mm, los agujeros y porosidades de la capa exterior son de diferentes tamaños entre 1-3mm, pequeña piel interior en forma de cuerpo de avispa tiene un grosor aproximado de 1 mm.

  • Dibujos analíticos:

Primeros dibujos realizados, estableciendo como clave nuestros sentidos para comprender y apreciar todas las formas de la pieza, sentido del tacto y la vista, dibujos rápidos, comprensión del hábitat.

  • Estudio gráficos:

                 Sección vertical                                       Sección horizontal

                                                     Detalle interior

   Detalle unión pieza-rama

       Detalle cáscara interior

  • Primer modelo de trabajo:

Estructura interior ligera – bola de papel albal, nos aporta la ligereza característica del fruto y no nos importa su aspecto ya que será recubierta por la capa exterior.

Estructura exterior maciza – recubrimiento exterior en arcilla marrón, recreando el color real de la pieza, nos permite crear la forma redonda característica y ademas la corona de espinas.

  • Imágenes campo de asociaciones externas al blog:

Ambas se asocian con mi pieza hábitat ya que porque dichas piezas estan destinadas a cobijar individuos ademas de que comparten una forma similar.

Iglú:

iglu

Cúpula geodésica:

cupula-bambu-geodesica

Ejemplos arquitectónicos construidos:

Museo Guggenheim de Nueva York, Frank Lloyd Wright

Cúpula Reichstag de Berlín, Norman Foster

  • Imágenes campo de asociaciones del blog:

img_1051.jpg Teresa Aguilar, DAI-2. 2016

  • Prototipos forma proceso 2:

Maqueta nº 2 – arcilla. Este material nos permite recrear la forma de nuestra pieza hábitat, ademas de asemejarse al color real, pero uno de los inconvenientes es que al hacerla de arcilla maciza no mantienen la ligereza característica de la pieza.

Maqueta nº 3 – cola + papel. La combinación de ambos materiales nos permite conservar la ligereza de la pieza, pero en cambio no nos permite recrear perfectamente su forma.

Maqueta nº 4 – bola porexpan. Este material nos aporta la forma, la ligereza y ademas nos permite apreciar el interior ya que al partirla recrea una forma única al igual que al partir la pieza hábitat.

MAQUETA nº 5 – gasas de escayola. Apoyándonos en la forma de u globo y con la ayuda de las gasas impregnadas en escayola creo la forma de la pieza hábitat, esta vez conservando todos los puntos importantes: forma, estructura y ligereza.

MAQUETA nº6 – cúpula

Agalla de roble: hábitats naturales

Comenzamos con un nuevo proyecto, continuando la línea del anterior y estudiando las diferentes formas de la naturaleza.

El jueves 30, comenzamos el estudio de nuestra pieza hábitat, que cada uno elegimos a través de un sobre que contenía una sorpresa. En concreto, mi pieza es la agalla de roble. Se forman por una pequeña avispa (orden: Hymenoptera) que parasita al roble, provocando unas agallas que transforman la hoja en una estructura con forma de fruto, por lo que mucha gente piensa (como yo) que estos son los frutos del árbol, en cuanto los verdaderos frutos son las bellotas. Estos insectos adultos depositan los huevos en las yemas de los robles entre febrero y abril, En verano se forman las agallas esféricas y lisas de unos 4 cm de diámetro y finalizan el desarrollo en otoño Esta agalla está formada por un tejido esponjoso que le sirve de alimento a las larvas de esta avispa

En clase comenzamos con el estudio de su forma y estructura, a través de diferentes dibujos captando formas, texturas, cualidades

Como trabajo de semana, trasladamos el estudio de la estructura del dibujo al estudio en maqueta. En concreto mi maqueta esta ella con pasta de modelar a una escala 4 veces mayor que el objeto en la realidad.

PATRONES NATURALES-Final

Para finalizar el proceso del estudio de la naturaleza del Pardo concluimos creando moldes, formas y patrones. En concreto, cogí una de las fotos del Pardo y la tome como referente.

Continué la línea que comencé al principio del proceso, es decir, seguí investigando acerca de la misma forma natural: una corteza de árbol. Decidí continuar con esta forma ya que así me conseguía adentrar mas en el proceso, progreso y evolución de la forma elegida.

Tomé como referencia principal la primera foto, aunque la segunda foto también me sirvo para guiarme en algunas de las decisiones tomadas sobre las formas de la corteza.

Como previo paso realicé algunos dibujos de análisis de las formas naturales, creando así mi patrón. Una vez realizado este primer paso, pase al tallado de la espuma. Primero realice un molde a una escala mayor, que representaría el conjunto de patrones creados posteriormente. Inmediatamente después, comencé a crear diversos moldes a distintas escalas, que se caracterizan por su concavidad y convexidad, simetrías, masas y vacíos. Una de las características mas importantes de estos patrones es que debían ser capaces de crear un conjunto, mediante la unión de varias piezas.

Composición:

Patrones:

Moldes:

PATRONES NATURALES

Como trabajo de semana continuamos con el trabajo sobre las formas del relieve a través de la creación de una forma patrón procedente del análisis y el estudio de las formas vegetales del Pardo, su conexión, superposición o unión.

Nuestro objetivo es trabajar trabajar sobre la observación y diferenciar características como:

  • Concavidades / convexidades
  • Curvaturas simétricas/ curvaturas asimétricas
  • Vacíos /masas-superficies
  • Enlaces/ puntos de apoyo/ engarces

 

Como segundo paso, procedo a la unión de los diferentes piezas. Para este paso, al tallar los patrones cree zonas que sirviesen para la unión de los diferentes patrones:

Con los restos obtenidos de la creación de patrones, creo un nuevo modelo:

Como ultimo paso, procedo a la creación del molde de escayola:

PATRONES ESPUMA Y ESCAYOLA

Durante la semana del 16 y 17 de marzo, continuamos la exploración de las formas del Pardo sobre la esponja floral y la escayola. Esta vez comenzamos una nueva parte del trabajo-proceso, la creación de patrones a distintas escalas; escala grande, mediana y pequeña.

Creamos patrones tridimensionales que nos ayudan a recrear la forma de la vegetación del Pardo que estamos representando.

Conclusión:

Creación de huecos a distintas profundidades, capaces de crear diferentes espacios con sus respectivas sombras, relieves característicos, diferentes escalas, tridimensioalidad…

TRABAJO DE SEMANA: modelos de escayola

Durante el día 4 y 5 de marzo comenzamos con un nuevo proyecto. Para ello recurrimos a nuevos materiales, como es la esponja floral (poliestireno extruído) y la escayola.

Nuestro nuevo reto consistía en experimentar con esta esponja, esculpiendo, extrayendo material, creando formas basadas en la naturaleza de El Pardo.

Uno de nuestros referentes era Jordi Bonet, del que pude investigar y sacar buenas conclusiones y métodos de trabajo, que aplicaría en posteriores experimentos.

Partí de la siguiente imagen tomada en El Pardo para comenzar con a experimentación:

DSC_3325.JPG

Empecé tallando y extrayendo material de la esponja con un cuter (grande y pequeño) y un palillo:

IMG_71841IMG_71855

 

 

 

 

 

 

 

Tomé una caja de cartón como recipiente, metí el molde y eché escayola hasta llegarlo a cubrir. Una vez seco, comencé a rascar la esponja obteniendo así esto:

El segundo molde se hacia con las lascas obtenidas al crear el primer molde, el resultado no fue muy satisfactoria ya que todo el conjunto se movía al echar la escayola para crear el molde: